La sexóloga Elsy Reyes aseguró que hay varias alternativas para disfrutar más de la estimulación anal, sobre todo en la actualidad que existen muchas mujeres que quieren ser más receptivas en este aspecto y explorar otras alternativas placenteras.

Por lo anterior, la experta encontró que una forma de relajar el ano y sentir más placer es estimular el clítoris al tiempo, que se puede hacer con la mano, como en un orgasmo asistido, o usando un juguete vibrador.

Reyes hizo énfasis en que el ano no se dilata solo y tampoco se lubrica, por lo que hay que llevarlo a que esto ocurra con un lubricante a base de silicona (que dura más) y empezando a masajearlo con un dedo; luego se podrá incluir otro dedo, el pene o un juguete. Siempre es mejor ir de menos a más.

Lee También

Cuando la penetración se hace de forma inmediata y brusca, podrían romperse vasos, tejidos y producir un sangrado, que alejaría el acto de ser una experiencia excitante.

Mientras que la pareja (sea hombre o mujer) está masajeando el ano, la mujer podrá ir ayudándose acariciando su clítoris y sus labios mayores.

Es importante aclarar que si la experiencia simplemente no es del agrado de quien recibe el estímulo, es mejor que no se practique; en el sexo todo debe ser acordado, de lo contrario se convertiría en abuso.

Esta es la explicación de la mexicana: