El conocido ‘Forplay’, o precalentamiento, es un paso esencial en el sexo que muchos se saltan y por eso ocurren varios accidentes sexuales, así que Elsy Reyes, especialista en relaciones de pareja y sexualidad, quiso compartir algunas técnicas estimulantes para que nadie omite este importante momento.

También te puede interesar: La ‘técnica del pomelo’ que Will Smith le enseñó a su esposa para el sexo oral

El artículo continúa abajo

Clitage: se debe aplicar un poco de aceite de almendras o lubricante a base de agua en los genitales, una vez pase esto la pareja coloca pelvis contra pelvis, ya sea acostado o de pie (como se sientan más cómodos). En caso de que sea una pareja heterosexual, acomoda el pene justo en frente de los labios mayores y empieza a moverse hacia adelante y hacia atrás sin que haya una penetración, lo que estimulará demasiado a la mujer.

Cuando el acto sexual es lésbico, el simple roce pélvico generará una estimulación en la zona clitorial, el cual disfrutarán al máximo, además las manos estarán libres, para hacer con ellas muchas otras cosas.

Variación de clitage: él o ella sostienen el pene justo debajo del glande y realizan pequeños roces sobre el clítoris, será una sensación sutil e intensa.

Perineage: así le llamó la especialista a esta técnica usada en relaciones sexuales gais. Aquí se debe lubricar el pene y testículos, el que quiera empezar con la acción pasará su pene por debajo de los testículos de su pareja, el masaje llegará también al perineo, por lo que será placer por partida doble.

La pareja como silla: ella se sienta de espaldas hacia él, mientras pone su pene en medio de sus piernas y empieza a hacer movimientos pendulares, de esta forma el miembro estimulará el clítoris. Cerrar las piernas será un plus, pero hay que tener cuidado con los movimientos, ya que ella es la que domina.

Este movimiento también lo pueden hacer parejas gais o lésbicas; ambos deben usar mucho sus manos (no está mal trabajar un poco).

– ‘La rusa’: no todas las mujeres disfrutan esto, pero complacer un rato no está mal. Él se debe “sentar” sobre el abdomen de ella, mientras ella aprieta sus pechos produciendo cierta presión alrededor del pene. Ahora, el hará su trabajo; deberá moverse sobre ella como si la estuviera penetrando.

Este es el video completo de la explicación: