Como lo explicó el portal Health y lo corroboró Huffington Post, la molestia, que es un adormecimiento en la zona, ocurre normalmente luego de usar vibradores, pues producen un estímulo mucho más intenso del que podría darse con la boca o los dedos de una persona.

Lo anterior no quiere decir que la mujer deba desechar sus ayudas extra, solo deberá tener más cuidado a la hora de manipularlas, aunque no se ha registrado pérdida de sensibilidad, al menos el 71 % de las mujeres encuestadas lo experimentaron, según un estudio publicado por The Journal of Sexual Medicine.

El centro de estímulo sexual femenino presenta este síndrome debido a una reacción corporal y cerebral, pero con el tiempo tendría que volver a su estado natural, de lo contrario, se recomienda solicitar cita con un especialista.

Los portales mencionados agregaron que para prevenir esta molestia es necesario tener más cuidado con la duración del estímulo, los movimientos y la presión ejercida.