Vecinos de la zona alertaron a la Policía al escuchar los gritos desesperados de las menores, que sufrieron quemaduras de segundo y tercer grado en sus manos, informó El Tiempo.

“Las niñas lloraban mucho, su llanto se oían en las calles”, le contó un testigo al diario capitalino.

Las hermanitas fueron trasladadas al Hospital de Canaima, en la capital huilense, y ahora se encuentran bajo custodia del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, que les brindará acompañamiento, reportó Extra Huila.

En cuanto a la agresora, de 35 años, el diario señaló que fue capturada y acusada de violencia intrafamiliar; así que fue trasladada a una URI de la Fiscalía.

No es la primera vez que se registra un caso como este en el país: en 2019, por ejemplo, una mujer le quemó las manos a su hijo de 5 con la estufa porque le cogió unas monedas.

Un año antes también se reportó la historia de una madre que le quemó los glúteos a su hijo de 4 años porque en medio de un inocente juego con su primito, ambos se dieron un beso en la boca.