El familiar del criminal era su principal hombre de confianza y se encargaba de administrar “las finanzas de esa estructura del narcotráfico, quizás la más grande del país”, añadió el Jefe de Estado.

El mandatario, que encabezó un consejo de seguridad en la ciudad de Valledupar (norte), detalló que la operación la realizaron miembros de la Policía y el Ejército, y calificó la captura como “una noticia muy importante en la lucha contra el crimen organizado”.

“Creo que es uno de los golpes más duros que le hemos dado en el último año al narcotráfico”, sentenció.

El Clan del Golfo nació tras la desmovilización de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) en 2006 y se convirtió en la banda criminal más grande del país, dedicada al narcotráfico y la minería ilegal, principalmente.

En diciembre del año pasado, las autoridades capturaron a Fernando Umbeiro Usuga, alias ‘Palillo’, también encargado de las finanzas de esa banda criminal y hermano de alias ‘Otoniel’.

De igual forma, en abril de 2018 el Ejército capturó en el departamento de Antioquia (noroeste) a Ángel Eusebio Usuga David, conocido como ‘Chengo’ y otro de los hermanos de ‘Otoniel’.

Alias ‘Otoniel’ comenzó su carrera delictiva en el EPL, luego pasó a las AUC y cuando estas se desmovilizaron creó su propia banda criminal, llamada inicialmente ‘Los Urabeños’, por lo que se ha convertido en uno de los hombres más buscados de Colombia.

El presidente agregó hoy tras el consejo que se realizó otra operación en la que se capturaron a los responsables de la masacre de cuatro personas de una misma familia, entre ellas una menor de edad, ocurridos el pasado 13 de agosto en el municipio de Remedios (Antioquia).

“De nuevo encontramos que se trata de estructuras del Clan del Golfo y creó también que se asesta un golpe muy importante”, acotó.

En ese ataque resultaron heridos un menor de diez años y otro de catorce meses, quienes fueron trasladados a centros médicos tras el hecho.