En entrevista con ‘La tele letal’, Bolívar se refirió al episodio, originado en las denuncias de maltrato que formuló la propia esposa del excandidato, en plena campaña por la Alcaldía, denuncias a las cuales hizo eco Ángela María Robledo y hasta Claudia López.

“[Robledo] es una persona muy decente, pero comete una pequeña injusticia diciendo que es un movimiento machista el nuestro“, aseguró el senador.

Según él, la Colombia Humana puso primero a todas las mujeres en su lista al Concejo de Bogotá, pero también le echó en cara a Robledo que le ofrecieron la posibilidad de ser su candidata. “Hubiera sido una muy buena alcaldesa”, señaló, diciéndose seguro de que habría ganado.

Además, Bolívar explicó que el petrismo “no descalificó a Hollman Morris porque fue una denuncia que estaba haciendo la esposa con unos abogados de la ultraderecha, que eran los de la oficina de Abelardo de la Espriella“.

“Uno no puede crucificar a un amigo si no hay un veredicto de la justicia”, agregó.

Gustavo Bolívar, ¿machista?

El propio congresista reconoció que cree que es “machista ancestral”, lo que, según él, significa que “no es consciente”.

“He venido aprendiendo todo el tema del feminismo”, comentó. “Todos los hombres somos machistas y estamos desaprendiendo“, añadió, recordando que en su proceso ha cometido errores que le han cobrado fuertemente en redes sociales.

Por ejemplo, recordó el día en que quiso lanzar elogios diciendo que las mujeres eran un “patrimonio”, pero terminaron respondiéndole: “¡Nosotras no somos patrimonio de nadie!“.

Este fue el segmento de la entrevista en el que se refirió al tema: