Mamadu Seide, uno de los testigos del hecho, dijo que el hombre, de unos 38 años y cuya identidad no ha trascendido, cayó inconsciente cuando transcurrían 20 minutos del partido y los dos equipos empataban sin goles, informa Jornal de Notícias.

La víctima, que se dedicaba a manejar taxi, era un conocido seguidor del equipo portugués y de Ronaldo, y estaba seguro de que “el juego iba a ser fácil para Portugal” y que los ibéricos se iban a imponer “con dos goles de su ídolo”, dijeron otros testigos del fallecimiento.

Seide dijo que el hombre estaba muy emocionado con el partido y que, de repente y para sorpresa de todos, se desplomó en el lugar en el que varias personas estaban viendo el juego, en el barrio Cuntum Madina, de Bisáu, la capital del pequeño país, agrega Record.

El artículo continúa abajo

De inmediato, quienes estaban en el lugar le prestaron ayuda y trataron de reanimarlo, pero en el hospital al que lo trasladaron les confirmaron el fallecimiento. Las causas del deceso no han sido informadas. El funeral del hombre se realizará este martes, dice Correio da Manha.

La selección de Portugal logró clasificarse a octavos de final del Mundial en la segunda posición del grupo que compartía con España, Marruecos e Irán, equipo con el que finalmente empató a un gol.