De acuerdo Amie de Martin (dueña del can), el cachorro nació con varias malformaciones físicas puesto que no tenía nariz. Igualmente, contaba con un solo ojo y dos lenguas, informó el Daily Star.

La mujer, además, manifestó en ese mismo medio que hizo todo lo posible para salvarlo, pero el animal no sobrevivió debido sus condiciones físicas. “No podía respirar y comer adecuadamente”, afirmó.

Aunque se desconocen las causas de las malformaciones, varios veterinarios afirmaron que el perro habría nacido con una rara enfermedad llamada ciclopía que afecta a algunos mamíferos, agregó el rotativo inglés.

“El veterinario me dijo que la madre de ‘Cíclope’ probablemente comió algo tóxico durante el embarazo, así que esa podría haber sido otra razón”, precisó De Martin.

Amie finalmente señaló en el impreso británico que decidió conservar el cadáver del pequeño can, que se hizo viral en las diferentes redes sociales, para recordarlo siempre como un perro especial y diferente.

Perro nació en Filipinas con un solo ojo, dos lenguas y sin nariz