El ataque, que dejó en evidencia la brutalidad de los atracadores solo por una bicicleta, ocurrió en la localidad de Barrios Unidos.

En el episodio de inseguridad en Bogotá, sobre la ciclorruta de la calle 76 con carrera 28, Jaimes fue interceptado sorpresivamente por los criminales.

Después de varias cirugías, el joven está en su casa recuperándose de las heridas, agregó Citynoticias, pero él mismo confirmó en el medio la pérdida de su ojo.

“Por hurtarme una bicicleta me dispararon a quemarropa en el ojo, con lo cual tuve la pérdida de él y varias fracturas dentro de mi órbita”, relató el sobreviviente al noticiero capitalino.

Visiblemente afectado, lamentó que solo por robarle una bici de 800.000 pesos, el delincuente desenfundó un arma y la accionó pegándola a su rostro.

A pesar del acto de barbarie, el ciudadano agradece poder contar su caso. “Afortunadamente estoy con vida, pero mucha gente no ha tenido la misma suerte”, acotó.

Como es costumbre en estos casos, pidió la respuesta de las autoridades para que su caso no quede impune, pues —como asegura— “mucha gente vive en zozobra cada vez que toma una ciclorruta” en Bogotá.

Este es el video que da cuenta de la terrible situación que vivió el asaltado en Bogotá (desde el minuto 51:50):