Quiero pedir disculpas por la mujer que agredí. Es un acto para reprochar. Le pido disculpas a todas las mujeres que, de pronto, se sintieron agredidas por lo que ocurrió”, dijo Castrillón, según se ve en un video que circula en redes.

El hombre aseguró que se presentó de manera voluntaria en la estación de Policía de Belén, pues su rostro ya se conocía gracias al video que registró el golpe que le propinó a una joven en la cara.

Además, porque el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, solicitó a la Policía “actuar de forma inmediata” para ubicar al responsable y brindar ayuda a la mujer golpeada.

Fue así, según Noticias Caracol, como las dos partes llegaron a una conciliación para dejar atrás este altercado sin la necesidad de llevar el caso a instancias legales.

La joven agredida con el violento puñetazo fue identificada como Luisa, y su amiga, la antropóloga Manuela Hoyos, contó detalles de lo que sucedió el pasado 19 de agosto en la carrera 70, en inmediaciones del aeroparque Juan Pablo II, justo cuando cruzaba por allí una caravana de camionetas en apoyo al caso del expresidente Álvaro Uribe.

“Pasó la caravana. Salimos a grabar a la esquina de la casa que es enfrente de la calle 70. Desde el otro lado de la calle empecé a escuchar como unos gritos, insultos: como ‘hijuep… guerrileras, dejen de grabar’. Yo no entendía por qué estaban asumiendo que nosotros no hacíamos parte de la caravana”, declaró la mujer, en diálogo con Blu Radio.

Hoyos se mostró atemorizada por haber hecho públicas las imágenes para acusar al hombre, y aseguró que ellas solo estaban grabando la marcha.

No obstante, en el video de la agresión se escucha cuando Castrillón se queja de que las mujeres le gritaron “¡paraco!”, y que por eso reaccionó con agresividad.

Estos dos videos muestran el momento de la agresión y las disculpas del hombre.