Durante un debate en el Concejo de Bogotá, Acero dijo que no se tiene evidencia de la participación del Eln en los actos vandálicos que vivió la capital del país la semana pasada.

“Hemos tenido información sobre otra línea de investigación en donde se menciona al Eln, pero no se ha presentado evidencia de planes específicos y menos en contra de la infraestructura de la Policía Metropolitana de Bogotá”, aseguró el secretario.

En ese sentido, Blu Radio destacó que Acero fue en la misma línea que la alcaldesa Claudia López, que señaló al Gobierno Nacional por acusar a Eln “para distraer la atención”.

La mandataria dijo que los señalamientos no tienen “ningún fundamento”, pues desde el Gobierno “nunca han mostrado ninguna evidencia”.

“Salen a afirmar que esto fue más o menos una toma del Eln. Si sabían, ¿por qué no lo previnieron? Y, si tenían información sobre eso, ¿por qué no lo comunicaron?”, cuestionó la alcaldesa.

No obstante, la emisora destacó que el general Jorge Luis Vargas, director de Seguridad y Convivencia de la Policía dijo en el cabildo que hay 8 procesos judiciales en donde se investiga la participación de la guerrilla en los ataques contra los CAI de la capital.

“Dentro de procesos judiciales, tenemos la información de que esos grupos estuvieron involucrados en los actos vandálicos en Bogotá”, aseguró Vargas.

Cuestionan si la guerrilla tiene esa capacidad

Por su parte, ‘La Luciérnaga’, de Caracol Radio, hizo un análisis del cruce entre Alcaldía y Gobierno por la responsabilidad del Eln en los ataques contra los CAI. Su director, Gabriel Delascasas, puso en duda esa versión y dijo que “cuando el Eln quiso hacer un atentado se metió con la Escuela de Policía General Santander”

“Hablar de unos ataques a los CAI por parte de ese grupo armado y disidencias de la guerrilla [de las Farc] es justificar, por un lado, los videos publicados por Claudia López y Ariel Ávila, en donde policías se meten a un CAI y pareciera que reciben órdenes, y salen a disparar”, manifestó el periodista.

Pascual Gaviria, de la mesa de trabajo de ese espacio radial, dijo que el Gobierno, por momentos, “parece que quiere hacer ver al Eln más grande de lo que es en Bogotá “.

“No sé si el Gobierno antes de esto reconocía que el ELN tenía semejante presencia para organizar grupos con ataques coordinados en tantas zonas de la ciudad. No hay duda de que en Bogotá hay pequeños grupos que muchas veces se presentan en este tipo de protestas, pero presentar lo que pasó esa noche como una especie de toma del Eln es muy difícil“, señaló.

Gaviria agregó que, de ser cierto, “el Eln sería una organización impresionante” porque las protestas por la muerte de Javier Ordóñez no fueron planeadas durante semanas.

“Esto fue un asunto espontáneo que se dio por los videos que vimos del ataque y la posterior muerte del ciudadano […]. Muy difícilmente eso puede coordinarse en menos de 24 horas”, concluyó.