El representante legal de Álvaro Uribe presentó el recurso ante el Tribunal Superior de Bogotá alegando que el juez que dijo que el expresidente ya estaba imputado le vulneró los derechos al debido proceso y a la defensa, indicó Semana.

Granados manifestó en la tutela, citada por la revista, que el juez cuarto penal del circuito de Bogotá se pronunció sobre aspectos en los que “no tenía competencia”, cuando en noviembre dijo que a Uribe ya se le habían imputado cargos cuando la Corte Suprema de Justicia lo llamó a indagatoria, en 2019.

El abogado del expresidente, agregó RCN Radio, asegura que el juez no debió decir que una imputación de cargos y una indagación son la misma cosa,“desconociendo así que ambas diligencias no pueden equipararse sin afectar el debido proceso y el derecho a la defensa”.

“El juez accionado se apartó por completo de las nociones procesales aplicables al caso, incluso al punto que, por su propia cuenta y en un acto bastante exótico, determinó que la imputación se entendía formulada con su decisión(…) no se está cumpliendo con las garantías básicas del debido proceso”, manifestó Granados en la tutela, de acuerdo con la emisora.

Y es que con el argumento de que a Uribe no se le habían imputado cargos, una juez le concedió la libertad, que le había restringido la Corte Suprema de Justicia, cuando el expresidente era senador.

Por lo mismo, el abogado del exparlamentario, que publicó unos supuestos chats del alcalde Daniel Quintero (y después lo borró), pide al Tribunal Superior de Bogotá que se revierta la decisión del juez.