La empresa ‘Hillair Capital Management’ alega que Kourtney, Kim y Khloé se convirtieron en 2014 en la imagen de la marca con el compromiso legal de hacer publicidad y difundir los productos, al estilo de esta mediática familia.

El propósito de la citada compañía era aumentar los ingresos y dar a conocer la marca de cosméticos que se encontraba en un momento difícil luego de que el distribuidor anterior “se viera envuelto en problemas legales”, asegura El País.

Sin embargo, la compañía recurrió a una disputa legal por “incumplimiento del contrato, fraude, engaño y tergiversación negligente” contra las tres mujeres. Y es que si bien en un principio hicieron públicos los productos, los dieron a conocer y compartieron a través de sus redes sociales, de forma imprevista dejaron de hacerlo.

Inmediatamente dejaron de hacer mercadeo, promover y apoyar la línea, y empezaron a buscar nuevos inversores potenciales para comprar la participación de Hillair. En resumen, las Kardashian querían algo mejor, más lucrativo”, asegura la empresa.

⭐👑 Stay Golden 👑⭐ This week only, FREE Cabana Bronze with orders over $30 at KBeauty.com!

A photo posted by Kardashian Beauty (@kbeautyofficial) on

Radar Online informó que las hermanas recibieron $10 millones de dólares para hacerle publicidad a los productos, pero al inclumplir con los términos del contrato, la compañía alcanzó pérdidas de hasta $180 millones de dólares, equivalentes a aproximadamente $540 mil millones de pesos, valor por el que están demandando a las hermanas.

Hasta el momento, la familia Kardashian no se ha pronunciado al respecto.