La Administración Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA, por sus siglas en inglés) está ofreciendo 20.000 dólares (más de 67 millones de pesos) a cualquiera que dé algún detalle o pista que termine con la captura de esas personas.

Mediante un comunicado, NOAA explicó que biólogos de la Comisión de Conservación de Pesca y Vida Silvestre del estado de Florida hallaron un delfín muerto sobre una playa de Naples a finales de la semana pasada y que un par de días después encontraron otro de esos animales, en las mismas condiciones, en Pensacola Beach.

El primero fue encontrado con lo “que parecía ser una bala y / o un objeto afilado”, mientras el segundo, con un disparo en el costado izquierdo, detalla esa organización.

NOAA señala que desde 29 delfines han muerto desde 2002 en el sur de Estados Unidos, debido al contacto con los humanos. Los biólogos de esa agencia creen que muchas de esas muertes se dan porque la gente los alimenta ilegalmente, lo que lleva a los cetáceos a buscar contacto con el hombre, arriesgándose a sufrir “los impactos fatales de los choques con botes y actos de daño intencionado como estos (apuñalamientos y disparos)”.

Por ejemplo, en mayo de 2019 otro delfín fue encontrado muerto por una herida profunda de unos 15 centímetros. En aquella oportunidad la recompensa por información sobre las personas que mataron al animal fue de 38.000 dólares, finaliza NOAA.