El presidente Iván Duque explicó que son cerca de 26 medidas las que tomará su Gobierno “para proteger excombatientes de Farc”, y que una de esas acciones es la creación de un centro de inteligencia para “evaluar riesgos” en contra de estas personas.

“Se pondrá en operación el Centro Integrado de Información y Coordinación liderado por el Ministerio de Defensa, para evaluar amenazas y las condiciones de seguridad donde se han presentado estos hechos o donde tengamos situaciones de riesgo”, anunció el presidente Duque.

Según dijo el mandatario, este centro de operación estará a cargo del ministro Guillermo Botero, quien sería el responsable en primer lugar de identificar si está en peligro o no la vida de un excombatiente debido a amenazas.

En caso de que sí exista riesgo, el presidente Duque anunció que habrá un “cuerpo élite” de la Policía Nacional que se encargará de “investigar (esas) amenazas”, y que además hay 25 integrantes de la Dijín de la Policía “para investigar casos”.

Este anuncio abrió un debate en las redes sociales, ya que mientras algunos usuarios aprueban que el Gobierno les brinde protección a los excombatientes, otros se muestran en contra de que precisamente sea el ministro Botero el encargado de adelantar esa labor.

Esto, según se lee en los mismos trinos que publicó el presidente Duque, porque el asesinato del excombatiente Dimar Torres a manos de militares y las explicaciones polémicas que dio Botero, sembraron un manto de duda sobre su gestión a la hora de velar por la protección de los desmovilizados.

“Botero protegiendo a los excombatientes (ejemplo, Dimar Torres) es como si nos pone a Rafael Uribe o a Garavito en la dirección del ICBF…”, fue uno de los mordaces comentarios con los que se inició la discusión.

De todas formas, el presidente Duque se les adelantó a las críticas y dejó claro que “este Gobierno tiene una prioridad en que el proceso de reincorporación sea un proceso exitoso”, se lee en un comunicado de Presidencia.

“En serio, en serio, hemos asumido la tarea de que la reincorporación sea exitosa […] en los casos donde se han presentado estos homicidios (de excombatientes), en su gran mayoría, no teníamos ningún antecedente de solicitud de esquemas de seguridad ni ningún registro de amenazas”, resaltó el jefe de Estado.

Duque también entregó cifras sobre los crímenes de “115 excombatientes” desde que se firmó la paz, dijo que el 70 por ciento de esos casos “se han perpetrado en zonas rurales” y que hasta la fecha “se han hecho esclarecimientos de 69 hechos”.