Rodrigo Londoño, mejor conocido como ‘Timochenko‘, aseguró en Semana que querían crear unas “condiciones distintas” para confesar el magnicidio de Álvaro Gómez Hurtado, perpetrado el 2 de noviembre de 1995, para confesar su responsabilidad.

“Nosotros no queríamos informar esto en un escueto comunicado de la JEP, sino generar una situación con unas condiciones distintas: hablar primero con las familias”, aseguró el hoy director del partido Farc.

Sin embargo, dijo él a la revista, se empezó a infiltrar información “sin contextualizarla, y se fue generando una situación de hecho que nos obligó a acelerar la confesión y se le comunicó a la JEP”.

El exjefe de la extinta guerrilla no explicó por qué hablaron del homicidio del líder conservador hasta el 2020, si la decisión de asumir la responsabilidad la tomaron en La Habana, Cuba, donde se adelantaron los diálogos de paz entre, 2012 y 2016.

Lo que sí reiteró ‘Timochenko’ en Semana fue que el homicidio de Gómez Hurtado, por el que fue citado ante la Justicia Especial para la Paz (JEP),lo ordenó el ‘Mono jojoy’, como ya había dicho el senador Carlos Antonio Lozada, que reconoció que él ejecutó el ataque.

Finalmente, pidió perdón a la familia del abogado, que desmintió al expresidente Ernesto Samper sobre que esté detrás de una indemnización por el crimen.