Son poco más de 55 familias entre mujeres embarazadas, madres solteras y niños pequeños las que llevan cerca de un mes durmiendo en improvisadas carpas que instalaron en un parque del sur de Bogotá, luego de fueran desalojadas por la fuerza de sus casas en el sector de Altos de La Estancia, en Ciudad Bolívar.

Las ayudas del Gobierno no han llegado al 100 %, sagradamente ha llegado al 1 % de esta comunidad, y denunciamos que somos madres cabeza de familia, padres desempleados”, dijo una mujer en CM& Noticias, y se quejó de que por la actual situación de la cuarentena no ha podido salir a trabajar en el rebusque, como lo venía haciendo.

El noticiero dice que estas personas “sobreviven” al embate de la crisis y que tienen que dormir en carpas que les regaló la comunidad, y se quejan de que a unas 250 familias que también fueron desalojadas ya las reubicaron en un albergue.

La respuesta que dio el Distrito cuando la Policía expulsó a estas familias fue que se trataba de un sector de invasión, y que las estaban sacando de los predios por temor a que se presentara un deslizamiento. Para ese momento, la promesa fue que se reubicarían en albergues para ayudarles y para que cumplieran la medida de cuarentena.

Al respecto, la Secretaría del Hábitat se pronunció frente a la denuncia de la concejal Hiedy Sánchez.

La expulsión de estas familias generó rechazo entre la ciudadanía en general debido a la brutalidad policial con la que fueron retiradas, situación que hasta la prensa internacional registró. Uno de esos medios fue ‘The Washington Post’, diario estadounidense que tituló: “Funcionarios en Colombia desalojan a familias pobres durante el brote de coronavirus”.

También hubo cubrimiento del medio británico ‘The Guardian’, que se refirió así a la situación: “‘Estigmatizados, segregados, olvidados’: los pobres de Colombia son desalojados a pesar de los bloqueos”.

Aquí también se denunció la presencia de una mujer encapuchada que fue identificada como Indira Caicedo y que, según testigos, era quien les daba órdenes a los policías durante el desalojo en el barrio Altos de la Estancia.

Caicedo, según reportó Caracol Radio, lleva “mucho tiempo trabajando con la alcaldía y, denuncian las personas, llega a estos desalojos con la cara tapada. La respuesta de la Secretaría de Gobierno es que sí trabaja con la alcaldía local”.