La víctima, identificada como Myo Tun Zaw, según El Heraldo, sería de Birmania, y estaría acompañado de una tripulación de 12 filipinos, que son sospechosos del homicidio.

Ese medio señala que todo habría ocurrido en la tarde del jueves dentro de la embarcación, que tendría bandera alemana y supuestamente había llegado a Cartagena desde Hamburgo.

Sin embargo, el comandante de la Policía de Cartagena, Henry Sanabria, dijo a ese diario que ninguno de los tripulantes dio información precisa sobre lo sucedido: “Ellos hablaban en su idioma natal y en inglés, pero ninguno dio detalles que fueran acertados”, afirmó.

Caracol Radio dice que el capitán podría ser originario de Myanmar y explica que, aunque el CTI de la Fiscalía ya practica la inspección del cadáver, se aplicará la Convención sobre el Derecho del Mar de 1982, por lo que el caso quedaría en jurisdicción de las autoridades del país de origen de la nave.

Aunque ambos medios coinciden en que el barco tendría bandera alemana, pues además se supone que proviene de la ciudad portuaria de Hamburgo, el sitio Marine Traffic indica que opera bajo la bandera del Reino Unido. Asimismo, confirma que es un carguero de contenedores y que se encuentra anclado en el puerto de Manga. El sitio Vessel Finder incluso especifica que la bandera del mercante es de la Isla de Man, un territorio británico.