El cirujano publicó en su cuenta @sexsurgeon, entre otras, imágenes como la de un pene que había sido retirado a un paciente transgénero y al que enmarcó en forma de corazón, junto con el mensaje: “Hay muchas maneras de mostrar tu AMOR”, publica el diario Miami Herald.

Lisa Worley, portavoz del centro hospitalario, confirmó en una declaración que Salgado ya no trabaja en el claustro académico.

“La Universidad de Miami está comprometida con la promoción y el apoyo a la diversidad en sus estudiantes, profesores y personal, y encuentra inaceptables los comentarios transfóbicos“, agregó Worley.

Los contenidos en la cuenta en Instagram de Salgado, que ya fue dada de baja, fue alertado por TransAdvocate, una plataforma de noticias dedicada a las personas transgénero y motivó una petición firmada por miembros de este colectivo dirigida al Colegio de Cirujanos de Estados Unidos.

“Experimentamos violencia, negligencia, malentendidos, asalto sexual y más. Ver a un cirujano que dice especializarse en el tratamiento de pacientes transgénero utilizando hashtags racistas, homofóbicos y transfóbicos (…) es más que inaceptable“, señala la carta.

Un portavoz de esta entidad, no obstante, afirmó al diario que Salgado no forma parte de este colegio.