Elizabeth, que vive en Las Vegas (Estados Unidos), fue la protagonista del programa ‘Extreme Cheapskates’ (Tacaños extremos) del canal TLC.

La mujer, con una fortuna de 5,3 millones de dólares, unos 19.000 millones de pesos colombianos, contó en el programa el estilo “ahorrativo” de vida que lleva, el cual sorprendió a muchos.

Aimee Elizabeth intenta ahorrar cada centavo que pueda, para tener “controladas” sus finanzas, lo que la ha llevado a alimentarse de comida para gatos.

Desde hace muchos años, contó en ‘Extreme Cheapskates’, tiene un presupuesto mensual de 1.000 dólares (3 millones y medio de pesos), el cual por nada del mundo se permite sobrepasar. 

“Mantengo mi calentador de agua apagado, necesito 22 minutos para calentarlo lo suficiente para darme una ducha, así que lo enciendo todas las mañanas cuando me levanto. Lo configuré por 22 minutos para saber exactamente cuándo mi ducha está lista, porque Dios no quiera que pierda otro minuto en ese calentador de agua”, dijo la millonaria al programa de TLC, citada por el portal Lad Bible.

Sobre este tip de ahorro, la estadounidense aseguró que son unos 80 dólares al mes que evita gastar.

Otro de los detalles que llamó la atención de los espectadores de ‘Extreme Cheapskates’ es que luego de divorciarse, ella se quedó con la casa, pero su exesposo, llamado Michael, se ofrece a limpiar la vivienda sin cobrarle nada para que pueda ahorrar unos cientos de dólares en facturas de limpieza cada mes.

Por último, sobre la comida para gatos, Aimee Elizabeth explicó que de esa manera se ahorra unos simples centavos de dólar cuando va a hacer mercado y deja de lado las latas de atún convencionales.

“Cuando llego a estos extremos, creo que la gente lo ve y molesta a muchos, pero no me importa. Ahorra dinero”, zanjó la millonaria “más tacaña del mundo”.