En la grabación se ve cómo el oficial se percata del robo en el local y trata de esconderse debajo de una mesa para sacar su pistola. Sin embargo, el delincuente se da cuenta y lo desarma.

Luego, el sujeto le apunta con su propia arma en la cabeza y lo obliga a tumbarse en el suelo.

Al estar inmovilizado el agente, el ladrón y sus cómplices aprovecharon para hurtar varios dispositivos móviles de la tienda.

De acuerdo con RT en Español, fueron 3 los delincuentes involucrados en el robo, 2 fueron capturados en una breve persecución y el tercero sí alcanzó a escapar.

Por su parte, la policía de Houston informó que la pistola del oficial y varios teléfonos celulares robados fueron recuperados, rescató el mismo medio.