Fue el propio ‘youtuber’, cuyo nombre es Cody Detwiler, el que contó lo que sucedió en su cuenta de Instagram, en donde publicó una foto con su cara ensangrentada y luego una foto de él en el hospital y la bala que lo impactó.

“No estoy seguro de cómo estoy vivo… Los amo a todos y gracias por estar”, escribió el joven que tiene casi un millón de seguidores en Instagram y está cerca de los 2 millones de suscriptores en YouTube.

Whistlin Diesel explicó que una bala .50 le rebotó en su frente luego de que él mismo le disparó a una placa de acero que estaba a un poco más de un metro de donde estaba parado.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de WHISTLINDIESEL (@whistlindiesel)

Estoy bien, solo están haciendo algunos exámenes para asegurarse de que no tenga más hinchazón en mi frente”, agregó para dar claridad a sus seguidores.

En la segunda publicación, el estadounidense fue un poco más reflexivo e indicó que ahora mira la vida diferente luego del incidente, aunque aseguró que no iba a dejar de practicar su tiro con armas pesadas.

Miras la vida de manera un poco diferente cuando aprietas el gatillo de tu calibre 50 y tu cabeza se sacude y comienza a gotear a través tus ojos. Me hice una tomografía computarizada para estar seguro y dicen que mi cráneo no está roto así que ¡volvamos a la práctica de tiro!”, finalizó.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de WHISTLINDIESEL (@whistlindiesel)