De acuerdo con el Daily Mail, citando medios locales, el pasajero regañó al conductor porque arrancó bruscamente antes de que él se sentara.

Además, el usuario amenazó al trabajador con denunciarlo ante sus superiores por su mal comportamiento al volante.

Al escuchar eso, el conductor se arrodilló cuando el autobús esperaba una luz roja y gritó:”¡Si tengo una queja en mi contra, la mitad de mi salario mensual será reducida!”, rescató el medio inglés.

Por su parte, la compañía de transporte del bus confirmó la autenticidad del video y aseguró en un comunicado que el trabajador manejó mal la situación.

La empresa agregó que investigará el asunto y que capacitará a sus conductores para que estos hechos no vuelvan a pasar.