La afectada decidió compartir su dolorosa historia en CityTv para que todas aquellas personas que se movilizan en bicicleta por la ciudad tengan cuidado con las trampas mortales que hay en varias ciclorrutas, pues a ella le pasó que al caer al piso se golpeó con un pedazo de tubo que estaba enterrado sobre un pastal, en la Carrera 72 con calle 117.

“De repente, un individuo me sobrepasó por el costado derecho y perdí el control de mi bicicleta, cayendo sobre el pasto e impactando mi rostro en un tubo empotrado, con resultado fatal e irreparable de la pérdida de mi ojo derecho y múltiples golpes” en la cara, contó la afectada en el noticiero.

La mujer dice que un hombre que cruzaba por allí le brindó ayuda y le puso “un trapo presionando el rostro, pues estaba perdiendo mucha sangre”. Luego, la Policía la trasladó hasta un hospital.

La hermana de la víctima, Claudia Bonilla, contó en el informativo que hora y media después del accidente regresó al sitio de los hechos con el inspector de Tránsito, pero que “el tubo ya había sido retirado y en su lugar colocaron escombros y hojas”.

La misma mujer dijo, en entrevista con La Cariñosa de RCN Radio, que el accidente ocurrió el pasado 9 de mayo y que su familiar sufrió serias lesiones en la cavidad ocular, en el maxilar y en su cabeza, de las cuales apenas se está recuperando.

El noticiero hizo un recorrido por esta zona de la ciclorruta y encontró que hay más tubos rotos como ese y que hasta el momento no se sabe a quién le corresponde retirarlos, y dice que la respuesta del IDU fue que al parecer eran del Acueducto, pero que esa empresa lo negó. Tampoco hubo solución por parte de la Unidad de Mantenimiento Vial, y por eso el caso quedaría en manos de la alcaldía de Suba para identificar quién dejó esas trampas allí.

La víctima del accidente contó que decidió transportarse en bicicleta porque su empresa se la dio para que no se expusiera en el transporte público, y reconoció que lo hizo, también, motivada “por los incentivos de la señora alcaldesa de usar otros medios de transporte y así evitar el contagio del COVID-19”.