Esa es la hipótesis que tratan de establecer las autoridades luego de que el conductor perdiera el control de su vehículo en una curva y atropellara a una niña de cinco años y a su abuelo, de 47, que estaban parados a un costado de la vía del barrio Los Colorados.

Esta información la entregó en Noticias Caracol el comandante operativo de Seguridad Ciudadana de la Policía, coronel Rodrigo Álvarez, que dijo que se está a la espera del resultado de la prueba de alcoholimetría.

“Al parecer, el conductor del vehículo que transitaba a alta velocidad, por vía alterna y en descenso, se encontraba en estado de alicoramiento y perdió el control del mismo, saliéndose de la vía y arrollando a las dos personas”, aseguró el oficial.

El noticiero dice que las víctimas habrían salido a botar la basura ya que justo en esa curva hay unos contenedores para depositar los residuos, y que precisamente fue cuando el vehículo las arrolló y lanzó por un abismo hasta que cayeron a otra carretera.

Esta versión contrasta con una de las que recogió el diario Vanguardia, según la cual el contenedor de basura rodó por el abismo y cayó sobre el vehículo y las dos personas. De hecho, una mujer que grabó un video se apresuró a decir que la culpa del accidente había sido “del tanque de la basura que se vino, desde arriba, y le cayó a este carro”.

Pero en otras grabaciones hay quienes aseguran todo lo contrario: “Fue como de película, marica, porque se llevó los dos tanques de la basura, y mire como quedó el poste […] ese man iba como todo loco” en el carro.

El medio local dice que, de acuerdo con testigos, en el momento en que auxiliaron al conductor del vehículo, un hombre de 27 años, “la comunidad le percibió un fuerte olor a alcohol”.

Así las cosas, el noticiero informó que el hombre será presentado ante un juez en audiencia virtual para que responda por los hechos, pues una persona falleció en el sitio del accidente mientras que la niña murió cuando era ingresada a un hospital en Bucaramanga.

Estas fotos y video muestran la magnitud del accidente que hoy viste de luto a una humilde familia santandereana.