Suárez recordó en Blu Radio que justo después del almuerzo, que se hizo en el pasado 17 de julio, una funcionaria le regaló un chocolate, que él recibió sin antes desinfectar el paquete.

Posteriormente, lo llamaron para avisarle que esa persona tenía coronavirus, y que él y otras 35 personas debían hacerse la prueba para descartar la presencia del virus.

“Aunque el salón consejo de gobierno es muy amplio, pues nos quitamos el tapabocas para almorzar y seguramente en ese momento ocurrió. Yo recuerdo también que esta persona compartió una chocolatina al final del almuerzo y posiblemente ahí hubo el contacto”, dijo el gobernador encargado de Antioquia.

La prueba resultó positivo para él y otras dos personas, secretarios de despacho, que también asistieron a esa reunión, agregó Suárez en Caracol Radio, donde aseguró que esto demuestra que ante el más mínimo descuido hay riesgo de contraer el coronavirus.

“Mire la paradoja, almorzamos a buena distancia y ella me compartió el chocolate. Creo que ahí fue. Esto muestra lo fácil que se transmite el virus. Ella desde el viernes se sintió indispuesta y se aisló, y aún así se dio esta circunstancia“, detalló Suárez, que además usaba doble tapabocas.

El gobernador encargado, mientras Aníbal Gaviria (elegido gobernador) sigue suspendido, no presenta síntomas y se encuentra aislado, aunque seguirá con sus funciones.

Indicó a la emisora de que no hay riesgo de que él haya contagiado al alcalde de Medellín, Daniel Quintero, porque la reunió  que tuvieron recientemente fue virtual.

No obstante, en Blu Radio explicaron que después de esa reunión Suárez presidió la ceremonia del 20 de julio en la terraza de la Gobernación donde hubo varios miembros del Ejército y la Policía, así como el burgomaestre de la capital antioqueña.

Por lo mismo, concluyó Suárez en esa radio, están verificando el cerco epidemiológico con cámaras de seguridad.