La mujer, de 24 años, caminaba por ese sector de la capital cuando se dirigía a su trabajo, cuando fue interceptada por el grupo de asaltantes.

Del vehículo de servicio público se bajaron dos personas y le dijeron a la joven que estaban investigando un robo y le pidieron la cédula inicialmente, narró Caracol Radio.

Después le pidieron el celular, y ella también lo entregó. Pero los ladrones querían más y le exigieron que se dejara revisar el bolso. Iban por otros elementos cono las tarjetas bancarias, agregó la emisora.

Claudia Sánchez, madre de la joven, contó en esa frecuencia que cuando su hija les entregó todo a los ladrones, uno de los delincuentes que estaba al volante de uno de los dos carros se bajó, abrió el baúl y cambió la placa.

“Vuelve y se sube y arrancan los tres. Ahí es cuando mi hija se agarra de la puerta como para detenerlos, y la arrastran 30 metros”, contó Sánchez. “Al caerse la niña, la llanta del vehículo le pasa por todo el costado derecho, por su pierna, por su tronco, por la cabeza…”, agregó.

La joven, gravemente herida, fue llevada a un centro asistencial. Tiene fracturadas al menos 5 costillas y laceraciones en todo el cuerpo, dijo la emisora. También le hicieron un TAC en la cabeza para establecer las afectaciones en esa parte del cuerpo.