Loaiza explicó en W Radio que todo ocurrió el pasado lunes festivo en una vivienda de cinco pisos en donde se construye una fundación, y que hasta allí ingresaron varios hombres armados que amenazaron a su madre y a una persona que estaba con ella en ese momento.

“A mi mamá la amarraron y le preguntaron que dónde estaba la droga, y mi mamá les preguntaba que cuál droga”, dijo Loaiza en la emisora, y aseguró que se trata de “la misma banda” que ya la había robado.

La modelo también contó, en Noticias Caracol, que los delincuentes ingresaron a buscar unas cajas que su familia tenía guardadas en esa vivienda, pero que allí realmente había era unas baldosas de donaciones que hizo “Corona para la construcción de la fundación”.

Iban a buscar droga y esas cajas son de la fundación”, aseguró Loaiza a ese medio.

La mujer denunció en el noticiero que días atrás, los ladrones, ya “habían intentado meterse por el garaje” de la casa, y que en esta ocasión lograron su cometido y además se llevaron la camioneta de su mamá.

Loaiza se había mostrado inconforme, en la emisora, con la reacción de los policías que atendieron el caso: “Ellos actuaron groseros […] decían que dónde está la pistola, en vez de preguntar qué pasó”.

Por eso, cuando habló del tema en el noticiero, aprovechó para cuestionar la falta de seguridad por parte de las autoridades. “Me da pesar hacer esta denuncia. Soy caleña, amo mi ciudad y no tenemos seguridad de nada. Les pido disculpas a los caleños, pero a la gente le da pavor ir a Cali. Es una banda que delinque por ahí, siempre son los mismos cinco”, afirmó.