El funcionario destacó que, aunque el Gobierno “siempre respetará la protesta legítima y pacífica” y las autoridades existen para garantizarla, también están para hacerte frente a los actos de violencia, vandalismo y destrucción como los que se registraron recientemente en Bogotá tras la muerte de Javier Ordóñez.

Trujillo señaló que el carácter organizado y sistemático de lo que sucedió en la capital del país es producto de infiltraciones del Eln, disidencias de las Farc y otros grupos con distintas denominaciones anarquistas y terroristas.

“No hacen más que destruir la propiedad pública y la infraestructura ciudadana dedicada a la seguridad, como ocurrió recientemente en Bogotá y en otras capitales”, enfatizó el ministro de Defensa al culminar una reunión con el presidente Iván Duque.

El jefe de la cartera de Defensa aprovechó el espacio para anunciar que las investigaciones internas de la Policía para esclarecer los hechos registrados en medio de las protestas en la capital del país avanzan, no solamente en lo que tiene que ver con la participación de uniformados en violaciones de la ley, sino en otros aspectos importantes para las autoridades.

“Hago referencia en concreto al tema de la utilización de armas por parte de la Policía. Muy pronto se tendrá un informe de cuántos utilizaron armas de fuego para que esta información sirva para individualizar a los responsabilidades frente a los casos que son materia de investigación”, concluyó el alto funcionario.