En ese cotejo se encontró que 16.894 cédulas deben ser excluidas porque las identidades no existen, son de personas que ya fallecieron, están repetidas o porque  son “cédulas” de menores de edad, “es decir, hubo menores de 18 años que se inscribieron como beneficiarios”, dijo el registrador nacional, Alexánder Vega, a Semana.

Fueron poco más de 100 ingenieros los que hicieron el cruce de datos de 2’648.772 cédulas, que el Departamento Nacional de Planeación le envió a la Registraduría —dijo Vega a la revista— y aún queda por verificar unos 400.000 documentos.

En un comunicado, la Registraduría manifestó que esta verificación tiene el objetivo de que las ayudas que el Gobierno destinó para mitigar el impacto que muchos colombianos han sufrido por la emergencia del coronavirus se entreguen a personas que realmente lo necesitan y que cumplan las condiciones.

Por su parte, el presidente Iván Duque advirtió que los que recibieron ayudas del Programa Ingreso Solidario por error deben devolverlo.

Desde el pasado martes 7 de abril el Gobierno autorizó distribuir estos recursos a más de 3 millones de personas, en varias regiones del país que no son beneficiarios de otros programas sociales, con el fin de darles un alivio en los bolsillos a ellos y sus familias en medio de la crisis económica por la cuarentena nacional para evitar la propagación del coronavirus.