Delascasas dio un parte de tranquilidad, en el programa en vivo, y explicó que si bien la prueba arrojó negativo para coronavirus de todas formas se preocupó, ya que desde hace dos semanas empezó a sentir “una tos” que no le calmaba ni con jarabes.

“La semana pasada me dio un cuadro de lo que uno dice es gripa, y la tos venía con maluquera, mocos, dolor de cabeza y de estómago, lo que comúnmente conocemos, en el programa, como ‘largo de frenos’”, dijo, en medio de las risas de sus compañeros.

El periodista aseguró que sintió temor de haberse contagiado de coronavirus, y que al revisar sus contactos encontró que su hijo había llegado hace poco de Europa. No obstante, aclaró que el joven estuvo aislado como recomiendan las autoridades, y que cuando le practicaron la prueba salió “negativa”.

De todas formas, Delascasas dijo que consultó al médico y que la decisión fue someterlo al examen, pues estaba como antecedente la cercanía con su hijo.

“Estuve esperando unos días […] hice programa normal y me tocó coger el celular y ‘apretar asterisco’”, confesó el locutor, que echó mano del humor que lo caracteriza para dar la noticia.

Delascasas reflexionó sobre que simplemente tenía un virus de gripa y malestar, pero que por estar en medio de la pandemia lo primero que pensó era que se había infectado de COVID-19.

“No me dieron ni siquiera antibiótico, solo jarabe para la tos, pastillas para el malestar, un inhalador, hidratarme y nada más. Si vamos al final de todo, era simplemente una gripa o un virus de esos que lo tumban un par de días a la cama”, puntualizó.