Anualmente, el gobierno invierte alrededor de 100.000 millones de pesos en este rubro, según cifras reveladas por la Administradora de los Recursos del Sistema General de Seguridad Social en Salud (ADRES), entidad a través de la cual se identificó a conductores morosos, informó Noticias Caracol.

En declaraciones a ese medio, Cristina Arango, directora de ADRES, dijo que: “Estamos iniciando un proceso de cobro retroactivo para recaudar los recursos que como nación nos gastamos en aquellos accidentes ocurridos por propietarios sin seguro”.

Tan solo entre 2017 y 2018, más de 40.000 conductores de motos y carros han estado implicados en estos hechos que han cobrado la vida de 696 personas y cientos de heridos, señaló el noticiero.

Uno de esos casos es el de Diego Ruiz, un biciusuario quien fue atropellado por una moto: “No tenía ni SOAT, ni licencia, ni revisión técnico mecánica. El FOSYGA (ahora ADRES) me colaboró con los 18 millones de pesos correspondientes y el resto colaboró la EPS”, relató a Caracol.

Sin embargo, agregó que duró dos años sin trabajar y que nadie más le ha respondido, por ejemplo, con el tema de la indemnización por los perjuicios causados a largo plazo.

Aunque Bogotá es una de las ciudades más grandes del país, las capitales de los departamentos del Atlántico, Córdoba, Sucre y Valle son las que aportan mayor número de conductores-deudores porque en estas regiones las motos son más utilizadas y son justamente estos vehículos los que protagonizan en mayor medida este tipo de incidentes (70 %).