Su nombre era David Hernández, tenía de 32 años y trabajaba con Ambulancias Aéreas de Colombia, informó Noticias Caracol.

El enfermero se trasladaba en una motocicleta por la vía Bogotá-Sibaté, en Cundinamarca,  cuando se percató que en el kilómetro 5, a la altura de la Escuela de Policía Gonzalo Jiménez de Quesada, había un incidente leve entre dos ciclistas y dos personas que iban en otra moto; uno de ellos estaba convulsionando.

Se acercó para ofrecer sus servicios, pero en ese momento pasó un conductor borracho, que lo mató a él y a otra persona más.

De la otra víctima mortal, el patrullero de la moto que convulsionó, no se conoce el nombre.

En cuanto a los heridos, el nombre de uno de ellos es Luis Ramírez, de 52 años; era el conductor de la moto que tuvo el incidente con los ciclistas en la vía Bogotá-Sibaté.

El médico Gustavo Castellanos, que atendió al herido en el centro médico Mario Gaitán Yaguas (de Soacha), contó en Noticias Caracol que el hombre ingresó con “múltiples contusiones a nivel craneoencefálico, tórax, abdomen y miembros inferiores”.

“Presenta deterioro neurológico; actualmente está bajo ventilación mecánica”, indicó Castellanos.

Por el delicado estado de salud de Ramírez, se va a trasladar a un centro médico de mayor complejidad.

Las otras dos personas que están heridas, se encuentran remitidas en el centro asistencial San Luis, de Cundinamarca, de acuerdo con el noticiero.