El actual ministro es uno de los que menor popularidad tiene para la opinión pública y, a pesar de las dificultades que sabía iba a tener en su cargo, dejó el sector privado cuando el presidente Iván Duque lo llamó para que manejara las finanzas del país y aceptó la propuesta por el afecto que le tiene al mandatario, dijo a Bocas (de El Tiempo) en medio de una entrevista alejada de temas macroeconómicos.

“Por afecto al presidente. Es una apuesta por la visión de futuro que tiene él de este país. Nosotros los latinos hacemos las cosas así, más emocionalmente que por cuestiones de dinero”, comentó Carrasquilla.

El ministro es recordado por sus declaraciones económicas que causan polémica en Colombia. Por ejemplo, la de que el salario mínimo actual (828.116 pesos) es muy alto.

Sin embargo, detalló al medio que, aunque su labor puede ser impopular, trabaja por el beneficio económico del país y, por ahora, no piensa en su retiro del ministerio.

“Eso va a estar difícil. Me va tocar trabajar más, mucho más”, dijo al medio.

En la entrevista, el ministro mencionó algunas de sus pasiones musicales, culinarias y de entretenimiento que practica por fuera de sus labores.

En cuanto a la música, destacó ante la revista que en su colección privada disfruta temas de Chavela Vargas hasta de Led Zeppelin.

Por su parte, detalló que conquistó a su esposa Clara Parra, consejera presidencial para el Sector Privado y la Competitividad del Gobierno, gracias a charlas económicas en medio de comidas hechas por él, en especial, por una sopa de tomate que preparó para ella.