El comentarista no publicó la identidad de los implicados del incidente, algo que sí pero señaló que la convivencia en el vestuario del combinado ‘cafetero’ se “fracturó” y que el entrenador Carlos Queiroz les dijo en privado a sus dirigidos que le dijeran si el problema era él para irse, pero que nadie le respondió. El programa ‘La luciérnaga’, de Caracol Radio, sí se animó a dar los nombres de los jugadores que habrían discutido.

“Hay grupos enfrentados al interior de la Selección Colombia; hubo episodios cuyos protagonistas alcanzaron a irse a las manos”, dijo el comentarista a modo de introducción en ‘Blog deportivo’, programa de Blu Radio.

Y agregó: “Hubo un jugador que apercolló a otro; ambos jugadores, de nivel internacional. Sucedió en esta fecha doble. El hecho está confirmado, pero no los protagonistas”.

Frente a estas denuncias, el también periodista Ricardo Orrego detalló que antes del choque en Barranquilla contra Uruguay [derrota 0-3] se presentó un rifirrafe por la banda de capitán.

Pelea en la Selección Colombia

“Hubo quien se mortificó porque no lo nombraron capitán de campo… El capitán fue David Ospina y en el escalafón el primero es Falcao [que no estuvo], el segundo es James Rodríguez y el tercero es Ospina”.

Finalmente, Javier Hernández Bonnet apuntó que entre los directivos “hay una desconfianza marcada sobre las decisiones que toma Queiroz” y que “la mayor parte del comité ejecutivo de la Federación quiere que se vaya, pero su problema es que no saben por quién reemplazarlo”.

El analista dijo que después de la derrota 6-1 ante Ecuador, en la cuarta jornada de la Eliminatoria suramericana, el dirigente que lidera el deseo de que el entrenador no siga es Álvaro González Alzate.

Un día después, el periodista aseguró que los involucrados fueron James Rodríguez y Luis Muriel, y que tiene pruebas para demostrarlo, si los jugadores lo exigen en los tribunales.