De los 841 tests que se les practicaron al pelotón, los mecánicos, el personal médico, los masajistas y los chefs de los equipos, se encontraron cuatro casos en los conjuntos Ineos Grenadiers, Mitchelton-Scott (del colombiano Esteba Chaves), Cofidis y AG2R, quienes ya fueron separados de sus labores, como también le sucedió al director de la carrera, el francés Christian Prudhomme, informa Cycling News.

El portal especializado reporta que los equipos ya conocían de su situación incluso antes de recibir los resultados oficiales este martes, previo a correr la etapa número 10, sobre terreno llano.

Antes del comienzo de la etapa de este martes, se había anunciado que ninguno de los miembros de los equipos había dado positivo por COVID-19, pero resultó no ser así.

El diario deportivo Marca recuerda que si se llegan a presentar dos casos positivos de coronavirus dentro de un mismo equipo, independientemente de si son ciclistas o no, todo el plantel debe regresar a casa.

El medio informa que el de este lunes fue el tercer control en lo que va de la carrera, y asegura que dentro de los planes de la organización del Tour de Francia está llevar otro control y toma de pruebas este 14 de septiembre, en Isère, durante el segundo día de descanso.

De llegarse a dar otro caso positivo en uno de los cuatro equipos mencionados, sería una pena que el Ineos del campeón defensor Egan Bernal tuviera que despedirse por algo relacionado con coronavirus, más si se tiene en cuenta que el colombiano marcha segundo en la general, a solo 21 segundos del líder Primoz Roglic.

Además, la posición de Bernal es ideal, como lo expresó el ciclista ‘cafetero’, citado por Cycling News, pues siente que pudo pasar el examen de la primera semana de carrera sin perder más tiempo con su archirrival Rogliz que el de las bonificaciones en paso de meta y a pesar de no ser el de mejor estado físico entre los favoritos al título.

Adicionalmente, Bernal y otros expertos consultados por el medio, como el exciclista Andy Schleck (campeón de Tour 2010), opinan que el estado de forma del zipaquireño va en ascenso, lo cual es clave en la tercera semana, definitiva para aspirar a la victoria en París.

Por su parte, el mismo Schleck considera que el pico de forma de Primoz Roglic podría haber llegado antes de tiempo y existe la posibilidad de que presente un bajón en su rendimiento en la tercera y última semana de la competencia, lo que aumentaría las posibilidades para Bernal, si el coronavirus lo permite.