El alcalde Steven Vandeput respondía a las preguntas del canal televisión belga TVL cuando fue atropellado por la espalda por el sujeto ebrio, publica el diario 20 minutos.

De inmediato, uno de los asistentes del alcalde empujó al ciclista haciendo que cayera al piso, lo que hizo que el video se viralizara en redes sociales.

Aunque muchos creyeron que el atropello había sido sin querer, el borracho se llevó por delante al alcalde con toda la intención porque quería mostrar su insatisfacción con las políticas de Vandeput, explica el medio español.

El hombre lo atacó por su papel de exministro de Defensa de Bélgica, como líder de la N-VA y como alcalde de Hasselt. Incluso, quiso volver a agredir a Vandeput cuando decidió seguir con la entrevista y no darle importancia al suceso, detalla el mismo rotativo.

Por ello, el agresor terminó detenido y fue llevado a la estación de policía, donde pasó la noche. Al otro día fue liberado, cuando le pasó la borrachera, porque el alcalde no quiso presentar cargos en su contra, finaliza 20 minutos.