No obstante, al acercarse, los policías se dieron cuenta de que la pareja estaba teniendo sexo; todo empeoró cuando el sujeto —identificado como Gabiriel Feris Fuentes, reveló que también era miembro de la fuerza pública, informó el diario Los Andes.

El periódico agregó que la situación se agravó aún más cuando los patrulleros descubrieron que su colega estaba incapacitado por un accidente laboral que tuvo, y que no estaba cumpliendo con la orden de reposo total.

Tanto la mujer como el policía fueron sancionados por violar la cuarentena, “que prevé una pena de seis meses a dos años de prisión”, señaló TN y agregó que a los infractores también “les sumarán una causa contravencional” por actos sexuales en vía pública.

Las autoridades también investigarán el “accionar como policía” de Feris Fuentes, que fue suspendido provisionalmente de sus funciones, concluyó Los Andes.