Luego de una hora de búsqueda, rescatistas encontraron al menor flotando de espalda, con las piernas y los brazos extendidos, mientras gritaba por ayuda, informó Daily Mail.

De acuerdo con el medio, eso que hizo el niño es justamente lo que aconseja la organización de salvamento marino de Reino Unido (RNLI, por sus siglas en inglés), cuando una persona corre peligro en el agua.

El diario británico añadió que Raviraj había visto esa recomendación en un documental de BBC que sigue el trabajo de los voluntarios de la RNLI cuando arriesgan sus vidas por salvar a otros.

En entrevista con BBC, Lee Marton, jefe del equipo de salvavidas de Scarborough, manifestó haber quedado sorprendido por la forma en que el menor manejó todo:

“Este increíble muchacho nos dejó impresionados. Logró mantener la calma y seguir los consejos de seguridad al pie de la letra en unas circunstancias aterradoras y estresantes. Si no lo hubiera hecho, el resultado podría haber sido muy diferente”.

Al final, según la cadena de noticias, el niño se reunió con su familia y luego fue trasladado al hospital para un chequeo médico preventivo.