Uno de los casos más extremos de esta enfermedad es el del indio Yogesh Thakur, de 30 años, que ingresó al hospital por haber ingerido cuchillos, un destornillador, cuchillas de afeitar, tornillos y hasta artículos de plástico, indicó el Daily Mail. 

Los médicos se tomaron 2 días para extraerle del estómago estos objetos, que complicaban su salud. 

En contra de todos los pronósticos, los especialistas lograron salvarle la vida y ahora Thakur se recupera de las operaciones y recibe ayuda psiquiátrica, agregó el medio inglés. 

“Fue una cirugía bastante difícil porque sufría de hipertensión. Nos sorprendió encontrar más de 30 objetos afilados dentro de su abdomen”, comentó el doctor que atendió a Thakur, al mismo medio. 

El especialista indicó que Thakur sufre de un estado mental alterado, un término general para describir diversos trastornos del funcionamiento mental, como defectos de juicio o pensamiento. 

Por su parte, la madre del paciente indicó al portal que su hijo siempre ha mostrado comportamientos extraños desde que era un niño.

“Él agarra cualquier cosa y se la come. Pero nos sorprendimos cuando nos dimos cuenta de que él también podía comer cosas tan peligrosas”, comentó la mujer.