El Gobierno emitió la Ley 1998 del 14 de noviembre de 2019, que permite rendir homenaje a los estudiantes que murieron a inicios de este año en la Escuela de cadetes de Policía General Santander, con esta, los familiares de las víctimas tendrán derecho a recibir los respectivos derechos prestacionales y pensionales.

Además, la Ley también cobija con sus beneficios y le otorga la nacionalidad colombiana a Erika Sofía Chico, cadete ecuatoriana que falleció en los hechos.

El ministerio de Defensa será el encargado de definir, durante las próximas semanas, la fecha de la ceremonia en la que los cadetes serán ascendidos al cargo de subteniente.

“Veníamos luchando por este sueño de nuestros hijos, porque cuando ellos entraron a la institución querían ser oficiales de la Policía Nacional”, dijo a CityTv Francisco Marulanda, padre del cadete Juan Esteban Marulanda, víctima del atentado.

El documento autorizó también la construcción de un monumento conmemorativo, y estableció como fecha oficial del Estudiante de las Escuelas de Formación de la Policía Nacional de Colombia, el día 17 de enero de cada año.