María Mercedes Rodríguez, de 58 años, y su esposo Francisco José Cabrera, de 59 años, fueron internados de urgencia luego de recibir varias heridas con arma blanca por parte de su vecina, informó Noticias Caracol.

Mónica Jimena Cabrera, hija de la pareja, contó en ese medio cómo se dio la brutal agresión de la vecina de sus papás. Los hechos se dieron en el barrio Corinto III, de Soacha, Cundinamarca.

Cabrera reveló que la mujer, aparentemente drogada, atacó a su mamá y le dio una puñalada en el tórax. Posteriormente, la agresora la emprendió contra el hombre y lo apuñaló 3 veces en la cabeza y una en el oído.

Como si fuera poco, la hija de la pareja contó que la mujer que llevó a cabo el ataque fue capturada por la Policía, pero fue liberada horas más tarde.

Mónica clama para que las autoridades cumplan con su labor y capturen a la mujer que mandó a sus papás a la unidad de cuidados intensivos del Hospital Cardiovascular de Cundinamarca.

Asimismo, agregó que el año pasado, la vecina de sus papás ya los había agredido e incluso había tratado de “asesinarlos”.

“Ella es drogadicta; se la pasa con el cuchillo para arriba y para abajo agrediendo a todos los vecinos, amenazándolos. Mi papá no es el único vecino con el que ha tenido conflictos”, sentenció la mujer, en diálogo con ese informativo.

Este es el testimonio de la hija de la pareja agredida:

Soacha: no es el único caso reciente de intolerancia en ese municipio

El pasado 15 de febrero, con patadas y puños, buseteros de Soacha se dieron duro en la calle. Aunque no se conoció la razón por la que pelearon, en las imágenes quedó evidencia del fuerte enfrentamiento que protagonizaron en plena vía.

Ante la mirada de varios transeúntes y otros transportadores que transitaban por la zona, estos conductores decidieron solucionar sus problemas a puño limpio. Si bien es normal que en el caótico transporte de Soacha y Bogotá se den altercados verbales, pocas veces las personas deciden trasladar sus problemas a la agresión física, tal como sucedió en este caso.