La hermana de la mujer, que mantuvo su identidad en secreto, le dijo a El Tiempo que días antes del accidente la víctima de la caída no estaba durmiendo muy bien y estaba “algo inquieta”.

También desmintió las versiones difundidas por Alerta Paisa en las que se decía que la joven estaba “en aparente estado de intoxicación por consumo de alucinógenos”.

Al respecto, agregó en el rotativo que su familia está muy dolida por los comentarios de ese tipo, ya que “son muy crueles y desconocen la sensibilidad de personas con problemas similares”.

De igual forma, criticó la respuesta de los organismos de socorro por la tardía reacción que ofrecieron ante la crisis de su hermana.

“No entendemos por qué los policías y los bomberos que atendieron la emergencia solo se quedaron mirándola”, señaló en el periódico.

La mujer describió a su hermana como una persona “que busca llevar su vida como cualquier otra persona”, a pesar de esta situación que, para ella, “fue mal manejada”.