El hombre le contó a Caracol Radio que cuando iba para la casa de su suegra, con su hija y su perro, el pitbull se les fue encima.

“De repente, apareció este perro y se fue contra el mío. Un joven me ayudó a separarlos y cuando pensé que todo se había calmado, volvió a atacar”, dijo el hombre a la frecuencia radial.

Sin embargo, en esta oportunidad, el ataque del animal no fue contra su mascota, sino contra su hija, destacó la emisora.

Después del hecho, Torres dijo a ese medio que todo el proceso para que atendieran a su niña fue un tormento. “Primero, no me la atendieron en el hospital de Vista Hermosa, tocó en el de Meissen”.

El hombre dijo a Caracol Radio que después tuvo que pelear con la EPS Capital Salud para que su hija fuera atendida.

El padre dijo al medio que el ataque ocurrió el sábado 9 de noviembre y que, por ser puente festivo, el cirujano solo la podía atender el martes 12, con cita programada. Le dijeron que no había cirugía plástica los fines de semana para cerrar las heridas de mejilla izquierda y labio de la menor.

Según Torres, de la cara de la niña salía pus. “Se estaba pudriendo”, le dijo a la frecuencia.

A pesar de la gravedad de las heridas que, según el medio, dejaron a la pequeña con una incapacidad de 10 días y cerca de 20 puntos en el rostro, Caracol Radio dice que el perro sigue suelto junto con otros dos que podrían ser considerados de raza peligrosa.