La red de expendio de drogas, que daba los presuntos sobornos que recibían miembros de la Policía para permitir que se continuara haciendo esta actividad delictiva, estaba ubicada en un edificio del barrio La Favorita, localidad de Los Mártires, centro de Bogotá, informó la Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP), en el comunicado en el que denunció las amenazas a la periodista.

Las 2 entregas del informe titulado ‘La Favorita’ son ‘Sector de guerra entre ganchos’ y ‘La nueva olla que se tomó Bogotá’ dijo la FLIP en el boletín, añadiendo que luego de esto una de las fuentes periodísticas de Salamanca (una familia) y la misma comunicadora tuvieron que cambiar de residencia por amenazas.

En uno de los apartes de ‘Sector de guerra entre ganchos’, Salamanca menciona que algunos policías han sido sobornados para permitir que se ejecute la actividad delictiva en la zona.

“Los tombos le dan a la olla seguridad si se llega a meter gente a darnos problemas y también para dejarnos vender la droga, usted sabe pa’, que se hagan ciegos, sordos y mudos”, señaló uno de los habitantes del barrio a la periodista.

El pasado martes un hombre llegó a la nueva residencia de la familia (la fuente periodística mencionada previamente) con un arma de fuego pidiendo los datos de todos los miembros de la investigación, dijo Salamanca a El Espectador.

La FLIP añadió en el comunicado que el hombre dijo que los iban a matar a ellos y a Salamanca, porque sabían que la comunicadora continuaba haciendo investigaciones sobre este tema.

La ONG solicitó a la Unidad Nacional de Protección (UNP) a que se contemplen y ejecuten las medidas necesarias para la protección de la comunicadora, dice el texto.

Salamanca agradeció el apoyo de las organizaciones y las personas que han estado pendientes de este caso a través de sus redes sociales.

La Secretaría de Seguridad citó a la periodista para abordar el caso; pese a esto, ella denunció que le ha venido solicitando apoyo al Distrito desde diciembre de 2018 pero que hasta ahora no había recibido respuesta, informó el diario.

El comunicado de Uniminuto Radio lamentando la situación de la periodista y los links de los reportajes escritos por Salamanca están rotos en la página web del portal; sin embargo, el primero de ellos puede consultarse haciendo clic aquí, dirigiéndose a las páginas 12 y 13.