El asalto ocurrió justo cuando la mujer salía de un establecimiento bancario en el centro de la población cundinamarquesa, cerca de la alcaldía, y tres hombres la amenazaron con arma de fuego para despojarla del dinero, informó Radio Santa Fe.

El medio dijo que cuando la víctima buscaba ayuda, ya que los fleteros se dieron a la fuga en un carro Hyundai de color rojo, una mujer que fue testigo del robo le dijo que se subiera a su carro y que entre ambas los perseguían.

“Yo iba por la vía principal, cuando la mujer me golpea en el vidrio y manifiesta que el carro rojo que me acababa de cerrar le había robado cuatro millones de pesos. Yo le digo que se suba a mi carro y ahí comenzó la persecución”, manifestó la valiente mujer a la emisora.

En medio de la persecución, contó ella, se tuvo que pasar un semáforo en rojo y esa maniobra llamó la atención de un policía, que le pidió que se detuviera. Como no acató la orden, el uniformado la empezó a seguir a ella.

“Unas cuadras antes del peaje de la calle 80, la Policía me detiene. Yo le informo al señor agente que el vehículo rojo acaba de robar cuatro millones de pesos a la mujer que me acompaña”, detalló la ciudadana.

Al dar la alerta del robo, el policía pidió refuerzos y así detuvieron el carro, y al requisar a los ocupantes del vehículo de placas FOO 737, les hallaron el dinero.

La Policía de Cundinamarca publicó, en su cuenta de Twitter, una foto de los tres hombres detenidos, y confirmó que “habían hurtado la suma de cuatro millones y emprendieron la huida en un vehículo el cual fue inmovilizado”.

La mujer de la persecución, muy precavida, decidió grabar las placas del carro rojo y los rostros de los tres hombres para alertar a la ciudadanía, pues cree que si llegan a quedar libres podrían seguir robando en otro vehículo.