Así lo indicó la mandataria en una transmisión que hizo desde el centro de control de Transmilenio, para informar cómo se manejará el orden público en la ciudad este 10 de septiembre.

En primer lugar, la ciudadanía debe tener presente que hay 15 convocatorias de marchas en distintos puntos de la ciudad y la Alcaldía aseguró que se manejará el mismo protocolo con gestores de paz que se conoció a comienzos de 2020 durante el paro nacional.

Sin embargo, también habrá agentes de la Policía y del Esmad para “contener” los posibles actos vandálicos o violentos que se puedan presentar durante las manifestaciones, aunque se espera que la mayoría sean pacíficas.

A quienes no van a participar en los diferentes plantones y protestas en toda la ciudad, la alcaldesa les envió un mensaje:

“Aunque en Bogotá no hay toque de queda, sí les rogaremos a los ciudadanos que a más tardar a las 7:00 de la noche todo el que pueda esté en su casa”.

López recomendó a las personas que se programen y regresen a su casa lo antes posible para que no se supere el aforo recomendado en los buses del Sistema Masivo de Transporte de la ciudad y haya buen flujo de movilidad.

López dijo que buscará garantizar la movilidad de los ciudadanos pues 87 buses articulados de Transmilenio y 51 del SITP sufrieron daños, incluidos los que fueron incinerados.

Acá puede consultar los anuncios de la alcaldesa, Claudia López:

Así fueron los disturbios en Bogotá este miércoles en la noche, por la muerte de Javier Órdóñez: