Ceballos aseguró, en una alocución difundida por Caracol Radio, que el mismo grupo insurgente ha dejado pruebas de que infiltró las manifestaciones, que terminaron con disturbios en Bogotá.

“La página insurgenciaurbanaeln.net es una página del Eln donde se ve con toda claridad la relación que existe entre esa guerrilla y las acciones violentas a nivel de todo el país y, por supuesto, de la ciudada de Bogotá. No nos dejemos engañar; aquí hay un plan sistemático”, declaró el funcionario del Gobierno.

Eso fue una clara respuesta a la alcaldesa Claudia López, que recientemente dijo que acusaron al grupo armado para “distraer la atención” de los perjuicios que sufrieron los civiles en las protestas de la semana pasada.

Ceballos aseguró, además, que con base en esas pruebas es que la investigación de la Fiscalía avanza.

Inteligencia ya detectó varios grupos en redes sociales por los que los vándalos se organizaron para desestabilizar la ciudad en medio de las protestas, convocadas para rechazar la muerte de Javier Ordóñez, víctima de abuso policial.

En ese documento aparecen chats de WhatsApp en las que se dan lineamientos de cómo vestir, qué llevar y en que puntos convocarse. Asimismo, se recuerda que nadie puede permitir que la Policía atrape a ningún miembro del grupo.

La Alcaldía de Bogotá, por su parte, detectó a 13 personas que serían las responsables de destruir la mayoría de CAI en la ciudad, y ofreció una recompensa para dar con sus paraderos.