El jefe de Estado considera que enviar a Fernández, ciudadano colombo-venezolano al que el Tribunal de Carabobo pidió en extradición por los delitos de tráfico ilícito de estupefacientes y asociación para delinquir, es un “riesgo”, según Blu Radio.

Para el mandatario, “los derechos de las personas solicitadas en extradición” por Venezuela pueden verse vulnerados por los quebrantos institucionales que tiene el vecino país, aseguró La W.

Fernández, capturado hace un año, es señalado por las autoridades colombianas de ser un enlace del Clan del Golfo para, presuntamente, traficar cocaína, dijo Blu Radio.

En contraste, el presidente sí firmó la extradición del líder de ese mismo grupo ilegal Jesús Alberto Vargas, alias ‘Pipón’, que era requerido por la justicia de Estados Unidos, de acuerdo con El Tiempo.

La Corte Suprema de Justicia había pedido no extraditar a Vargas hasta que terminara los procesos que tiene pendientes en Colombia, para que primara la justicia nacional sobre la de un país extranjero, dijo el diario. No obstante, para Duque primó el acuerdo de extradición que hay entre los dos países.

“Con la extradición del reclamado [Vargas] no se impide que las investigaciones y procesos continúen en curso. Con la extradición no se terminan ni suspenden los procesos que se adelantan en Colombia”, dice en una resolución presidencial, citada por el periódico.