La revisión arrojó, según un comunicado del Inpec, citado por La FM, que los pacientes con coronavirus que quedaban en la Cárcel de Villavicencio, foco de la pandemia cuando comenzó la crisis, ya se habían recuperado.

En ese sentido, las autoridades declararon a esa prisión como libre de coronavirus, luego de que alcanzó a reportar “más de 800 casos positivos de la COVID-19, señaló la entidad, de acuerdo con la emisora.

El Inpec indicó que mantiene las medidas de prevención en las cárceles del país para “mitigar los efectos de la pandemia en el sistema penitenciario”, así como el compromiso que tienen los funcionarios en las prisiones que siguen teniendo personas con coronavirus.

De acuerdo con El Espectador, en el último reporte de infectados en las cárceles, con corte del 17 de julio, dice que la situación más crítica se presenta en la cárcel del Espinal, pues hay 449 presos y 16 funcionarios con COVID-19.